15 julio 2008

Todo final es un punto de partida

El jueves pasado acabé la primera versión definitiva del guión. Me hace gracia esa expresión: Primera versión definitiva. Es como si al decirlo diese por sentado que por el momento me vale lo escrito, pero que acabaremos introduciendo variaciones (por emplear un término musical -ya lo entendereis-). Y así será con toda seguridad.

Esta mañana me he acercado al Registro de Propiedad Intelectual. He llevado el guión bajo el brazo todo el rato, pero no he podido resistirme a abrirlo y releer algunos pasajes con los que no me quedé plenamente satisfecho. Dominando mis ganas de volver corriendo a casa y reescribirlos, he cubierto los impresos casi de forma inconsciente y solamente cuando me han devuelto el resguardo he sentido lo que debe sentir un padre que lleva a un hijo a la escuela por primera vez. ¿Gustará la historia? ¿Encontraremos financiación? ¿Dirá ella que sí? Que ganas tengo de poder hablaros de... ella.

Este es, sin lugar a dudas, el cortometraje que más me ha costado escribir. Y se debe seguramente a que es también la primera comedia a la que me enfrento. Dentro de un género que reconozco no es el mío, creo que he conseguido algo importante: encontrar un estilo que sí me es propio.

Ahora mismo las vibraciones son buenas, pero atrás quedan largas semanas de lucha contra el bloqueo. Y más semanas que quedan por delante, de lucha en la pre-producción. Os mantendremos informados.

2 comentarios:

r_ch_t dijo...

Como comentamos...guión viene de guía. Fantásticas noticias, ahora empezamos a "jugar" hasta ahora todo fué un buen "calentamiento" ;)

MulDR dijo...

Que ganas, de verdad, que ganas. Ahora nos queda lo mejor a ti y a mí jijiji. Creo que este fin de semana bajaremos por Bueu.

¡Un abrazo enorme!